Llegan los fríos polares y nosotros solo pensamos en el verano, en la cervecita a pie de playa y en el calorcito que nos acompaña en esas sobremesas que tantos disfrutamos. Como calorcito nos despierta el cantante Liam Payne que decide ir contracorriente frente a estos fríos polares, desvistiéndose por una buena causa: la campaña de ropa interior de Hugo Boss. Fiu! Fiu!

Unas temperaturas que mejoran gracias al ex One Direction que (muy a pesar de su madre) no duda en lanzarse al ruedo sin dejar nada a la imaginación (bueno, algo sí). Hugo Boss vuelve a confiar en él y le desviste por exigencias del guión. Así, podemos descubrir que no hay ángulo de Payne que no roce casi la perfección (tenga o no tatuaje sobre la superficie).

Una campaña firmada por los fotógrafos Mert & Marcus que sacan el muy explorado (por él mismo) lado sexual de la estrella del pop que del que desde que sacara en 2017 su single Strip that down, no podemos decir que haya tenido mucho éxito musical. Una mala estrella que le acompaña desde que el grupo se separara en 2016, lo que le llevó a permanecer en terapia durante 2 años y alejado del alcohol.

Con su primer álbum, lp1, listo para salir a la venta este viernes, no sabemos si estas fotografías como joven dios griego de hercúlea figura curtida a base de bien en el gimnasio y en compañía de la modelo Stella Maxwell servirán no solo para calentar al personal o vender esta colección de básicos más que necesarios sino de situar este disco entre los primeros puestos de las listas musicales como conseguía cuando giraba con sus compis de One Direction que han tenido mucha más suerte. ¡A por todas, Liam!

Posted by:Bru Romero

La vida es una obra de teatro que no permite ensayos. Por eso, canta, ríe, baila, llora y vive intensamente cada momento de tu vida, antes que el telón baje y la obra termine sin aplausos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *