Si eres de los que en su tiempo libre no separa la mirada del ordenador, si eres de aquellos que se les hace odioso tenerse que levantar a por comida y parar la partida, esto te interesa.

Poco se ha hablado de lo dura que es la vida gamer cuando tienes que hacer un alto en el camino. Interrumpir la jugada en el mejor momento, por el simple hecho de tener que ponerse a cocinar; parar el ritmo de juego porque el hambre, de no atenderlo, podría convertirse en nuestro peor enemigo… Y es aquí donde hace su aparición McDonalds para permitirnos salvar el momento y hacernos más fácil el juego.

La McCrispy Ultimate Gaming Chair es la silla definitiva para esos amantes de los videojuegos que no quieren gastar unos minutos en actividades tan mundanas como alimentarse. Una silla equipada con todo lo necesario para comer en ella mientras no perdemos ripio en lo que, de verdad, importa, y que contando con una caja caliente para mantener al punto la comida, un soporte para patatas fritas y dos para salsas se convierte en el objeto de deseo definitivo para los más jugones.

¿Y qué pasa si la manchamos? Nada, pues la silla también está fabricada con un tejido a prueba de manchas y a prueba de esa manía que tienes de limpiarte en lo primero que tengas a mano cuando no encuentras la servilleta.

¿La quieres? Pues lamentamos decirte que, aún, esta imbatible pieza de mobiliario no podrás lucirla en tu comedor o salita de estar, pues solo hay cuatro en el mundo y, pese a haberse sorteado una en el Reino Unido, McDonalds no ha querido confirmar si va a poner el resto a disposición del más rápido comprador. McDonalds ya no sabe qué inventar. ¡Gracias, McDonalds!

Posted by:Bru Romero

La vida es una obra de teatro que no permite ensayos. Por eso, canta, ríe, baila, llora y vive intensamente cada momento de tu vida, antes que el telón baje y la obra termine sin aplausos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.