Al menos, esto es lo que subyace tras el resultado de un reciente estudio científico. Pero, ¿por qué? ¿Qué relación tiene?

Puestos a elegir parece que la marihuana es la sustancia favorita frente a la cerveza que se queda en la barra sin tirar. Así, lo confirma un estudio realizado por Universidad de Manitoba, la Universidad Memorial de Newfoundland y la Universidad de Toronto y publicado en la revista Drug and Alcohol Dependence.

“Las ventas de cerveza en todo Canadá cayeron 96 hectolitros por cada 100,000 habitantes inmediatamente después de la legalización del cannabis no medicinales y 4 hectolitros por cada 100,000 habitantes cada mes después de eso, para una reducción promedio mensual de 136 hectolitros por cada 100,000 habitantes después de la legalización”, explican sus autores. Unos datos que vendrían a dar por buenos los datos que aseveran que los ingresos por la venta de esta droga superarían a los conseguidos por la cerveza y el vino juntos, aunque con matices.

Y es que, según parece, los consumidores de marihuana preferirían no consumir alcohol (cerveza, en este caso) a la vez, pero de hacerlo, sí que beberían cerveza embotellada, seguramente, por su mejor sabor.

Una encuesta que nos debía dar pistas sobre la manera en que las empresas cerveceras van a reajustarse en los próximos años para evitar pérdidas de fieles y cuotas de mercado frente a esta droga social que avanza con paso firme. Con lo buena que está una birra bien fresquita.

Posted by:Bru Romero

La vida es una obra de teatro que no permite ensayos. Por eso, canta, ríe, baila, llora y vive intensamente cada momento de tu vida, antes que el telón baje y la obra termine sin aplausos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *